Corredor de Exportación presenta obras anexas a la constricción de la carretera

 

El Corredor de Exportación Natalio – Los Cedrales incorpora mayor infraestructura complementaria para entregar una obra más funcional en beneficio de todos los usuarios de la vía.

Estas obras adicionales consisten en nuevas intersecciones, calles colectoras y accesos pavimentados a sectores urbanos, puestos de pesaje fijo y móviles, así como de peaje, con sus respectivas iluminaciones. Todo esto a fin de garantizar el buen mantenimiento de la vía y seguridad de los pobladores.

Estas mejoras se incorporaron a través de convenios modificatorios de los contratos que implican mayor tiempo para la entrega definitiva, proporcional a la magnitud de las mismas. A esto se sumaron otros eventos de fuerza mayor, no imputables a las empresas contratistas, como ser los días de lluvias, que superaron al promedio mensual establecido, así como los días no trabajados por causa de la pandemia del Covid-19.

El Corredor de Exportación es una de las obras públicas más grandes que se ejecutan en la zona sureste de la Región Oriental. Su puesta en servicio tendrá un gran impacto en la economía permitiendo agilizar el traslado de la producción de granos a los principales puertos graneleros ubicados sobre el río Paraná.

La nueva vía forma parte de la Ruta Nacional PY07 y su construcción se divide en 3 lotes o frentes de trabajo:

El Tramo 1, que va desde Natalio hasta la Colonia 7 de Agosto, a través de 50 kilómetros de extensión, está cargo de la empresa Benito Roggio e Hijos S.A.

A su vez, el Tramo 2 que va desde la Colonia 7 de Agosto hasta el río Ñacunday, tiene 46,5 kilómetros y lo construye Empresa Constructora Minera Paraguaya S.A. (ECOMIPA).

Finalmente, el Tramo 3, entre el río Ñacunday y el distrito de Los Cedrales, suma 46,7 kilómetros más de extensión, siendo responsable la empresa Ilsung Construction Co. Ltda.

A %d blogueros les gusta esto: