Combustible subsidiado de Petropar será un gran problema fiscal, afirman

El economista César Barreto advirtió ayer que la disminución de precios de los carburantes en Petropar costará al fisco mucho más que el aporte intergubernamental que la estatal dejará de transferir al Tesoro. Por ello, el Estado destinará más recursos públicos para subsidiar los valores del emblema, que será un problema fiscal. El emblema venderá G. 1000 más barato el diesel común y G. 800 menos la nafta de 93 octanos desde mañana.

Para que Petropar pueda bajar los precios de sus combustibles desde mañana (G. 1.000 gasoil común y G. 800 la gasolina de 93 octanos) dejará de transferir G. 12.000 millones mensuales al Tesoro en concepto de aporte intergubernamental y, además, recibirá recursos genuinos de Hacienda, en caso de ser necesario, para subsidiar los valores de sus carburantes, pues venderá los productos por debajo de sus costos.

El economista y exministro de Hacienda advirtió que la disminución de precios que la petrolera pública aplicará desde mañana costará al fisco mucho más que el aporte intergubernamental, pues Estado destinará más recursos públicos para subsidiar los precios de los carburantes.

Mientras Hacienda analiza qué recursos usarán para subsidiar los precios de Petropar, el emblema utilizará sus propios fondos disponibles, unos US$ 90 millones, para cubrir la venta de sus productos por debajo de los precios, pero el fisco le irá devolviendo estas inversiones.

“El costo para el fisco va a ser muy superior que las transferencias de Petropar al Tesoro. Esta no es una solución fina aún. Lo que queda claro es que la solución definitiva ampliará sustancialmente el déficit de las finanzas públicas y que Hacienda tendrá que pedir una autorización de más endeudamiento al Congreso. Si no, los atrasos con proveedores será aún mucho mayor del que ya viene teniendo los últimos meses”, expresó.

Cuando se le consultó cuánto necesitará Petropar para cubrir estos subsidios a sus combustibles, señaló que no es tan fácil estimar, porque depende de cuánto duren estos precios altos del petróleo. Empero indicó que si dura todo el año y se extiende este mecanismo aprobado a Petropar, la pérdida de ingresos fiscales alcanzaría alrededor de 200 a 250 millones de dólares este año, pues agregó que también se habló de eliminar el Impuesto Selectivo al Consumo (ISC) a la estatal.

“Esto es un 55 o 60% menos que (los ingresos) del año pasado, lo que se suma a los menores ingresos que ya está teniendo por la recesión económica y ampliará el déficit fiscal y la necesidad de endeudamiento del Estado. No hay almuerzo gratis ni magia para resolver estos problemas. Con esto definitivamente este gobierno dejará un gran problema fiscal al próximo, que seguramente impulsará otra reforma tributaria para resolverlo”, aseveró.

Barreto también enfatizó que se trata de una solución parcial, porque la diferencia de precios “es grande” y además hay pocas estaciones de servicios bajo el emblema de Petropar. “Va a provocar colas y desabastecimiento continuo. Tienen que buscar un mecanismo para ampliar la oferta en la mayor cantidad de surtidores posibles, para que efectivamente llegue el beneficio a todos los automovilistas”, aseveró. Abc

A %d blogueros les gusta esto: